Los ciberdelincuentes que irrumpen en los sistemas o cometen actos fraudulentos son muy comunes. El robo de identidad, el hacking malicioso no es nada nuevo. Sin embargo, con la creciente popularidad y la facilidad del uso de Internet, este tema se está volviendo más importante. Además de cibercriminales y spammers, los pedófilos y los ciberterroristas siempre están a la caza en busca de presas fáciles.

Para entender los estándares de seguridad de Internet, es muy importante ser consciente de los riesgos asociados con el Internet no seguro. Así que vamos a discutir algunos de los problemas más comunes que alguna persona se puede enfrentar:

1. Hacking corporativo malicioso

Estas son una de las principales y mayores amenazas en lo que respecta a la seguridad en Internet. La seguridad de la red consiste en la infraestructura subyacente para proteger la red de los recursos disponibles y del acceso no autorizado. El hacking malicioso es la práctica de realizar la intrusión o alteración de forma ilícita a una red, software o hardware para lograr una meta u objetivo malicioso. Una vez que el cibercriminal accede a una cuenta, servidor o red tiene el control total sobre todos los datos y sistemas. Pueden hacer un mal uso de su información para propósitos personales o financieros. Un cibercriminal que se apodere de sus credenciales es tan malo como que te roben de tu cuenta bancaria.

2. Phishing y SPAM

El phishing es un tipo de ataque donde el ciberdelincuente adquieren información confidencial (privada) mediante la presentación de una entidad de confianza a través del correo electrónico. Esta información sensible a menudo incluye información financiera, personal y credenciales. Estos datos personales pueden, a su vez, ser utilizados con fines ilegales, lo que le causará grandes problemas al propietario de la información.

Varios grupos de ciberdelincuentes recopilan y venden dicha información a anunciantes y otros grupos. Las estafas en línea solicitan sus credenciales y son una amenaza a través de Internet. El SPAM, por otro lado, es relativamente inofensivo pero es tan molesto como inundar su buzón de correo con actualizaciones, anuncios, etc. Los spammers también participan en la venta de su información a terceros.

3. Ciberterrorismo

Muchas organizaciones gubernamentales mantienen un registro de la información privada en forma de base de datos, o la cargan en Internet. Estos son sitios web bajo la mayor cantidad de amenazas, ya que hay personas a las que se les paga por hackear estos sistemas para obtener esa información privada. Muchos grupos de terroristas tienen un historial de uso de Internet como herramienta de propaganda y de comunicación con el público en general. Junto con el ciberterrorismo, actividades como la extorsión por Internet y los bombardeos de correo electrónico también se producen de manera extensiva a través de Internet.

También puedes leer: Sophos proporciona información sobre las tendencias emergentes en el Informe de amenazas 2019

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *